Thursday, February 5, 2009

Alborch reclama la recuperación del entorno degradado de la Biblioteca de San Miguel de los Reyes

La portavoz socialista lamenta la situación de abandono y degradación de las inmediaciones de la actual Biblioteca Valenciana, pese a que el plan especial de la zona lleva ocho años aprobado. El concejal Vicente González Móstoles denuncia que ni la Generalitat ni el Ayuntamiento han cumplido su compromiso con la zona

La portavoz del Grupo Municipal Socialista, Carmen Alborch, reclamó hoy al Ayuntamiento que comience cuanto antes las actuaciones necesarias para la recuperación del entorno degradado del antiguo Monasterio de San Miguel de los Reyes. En una visita realizada esta mañana junto a los concejales Vicente González Móstoles y Ana Botella y varios representantes vecinales, Alborch anunció la presentación de una moción a la Comisión de Vivienda, Grandes Proyectos y Urbanismo en la que se solicita al equipo de gobierno que cumpla con las previsiones del Plan Especial de Protección y Reforma Interior de la zona. “El plan se aprobó hace ocho años y ni el Ayuntamiento ni la Generalitat han hecho nada”, lamentó la representante socialista.

“El entorno del Monasterio de San Miguel de los Reyes, el mejor exponente renacentista de Valencia, se encuentra en un estado lamentable, es un cúmulo de ruinas, degradación y naves abandonadas”, explicó Alborch, quien recordó que “vinimos hace dos años y ya pusimos en evidencia cómo este magnifico ejemplo de arquitectura renacentista suponía una isla con unos alrededores que no están a la altura de las circunstancias”. “Existe huerta, degradación urbana, exceso de tráfico, alta contaminación acústica, patrimonio deteriorado y naves ocupadas”, completó González Móstoles, quien intervino como arquitecto en la rehabilitación del antiguo monasterio, ahora Biblioteca Valenciana.

El PEPRI de San Miguel de los Reyes contemplaba la rehabilitación de alquería protegida Casa Tota para uso dotacional-cultural; la peatonalización de la avenida de la Constitución; la prolongación de la calle Conde de Lumiares para que la nueva vía asuma la entrada y salida de tráfico hacia Tavernes Blanques; la creación de 54.179 m2 de zonas verdes; la demolición del edificio de diez alturas situado frente al monasterio, fuera de ordenación, y la construcción de nuevos edificios para realojar a los vecinos; así como la recuperación de la huerta histórica vinculada al monasterio.

“El Gobierno central ha cumplido su compromiso con la construcción de la Ronda Norte, que debería haber impulsado a las otras administraciones para cumplir su parte del compromiso”, aseguró Alborch, quien lamentó que “ocho años después de aprobarse el Plan Especial, ni el Ayuntamiento ni la Generalitat han cumplido con sus obligaciones y no han invertido nada en el proyecto”.

González Móstoles consideró que “es un caso clarísimo de desidia” pues “ninguna de las dos administraciones han hecho absolutamente nada”. El concejal recordó que todas las expropiaciones pendientes al oeste de la avenida de la Constitución corresponden al Ayuntamiento, mientras que el resto debe correr a cargo de la Generalitat, tanto el jardín anexo a la parte sur del monasterio, que se cerraría con una valla perimetral para delimitar la parcela de la biblioteca como el entorno que conforman la huerta histórica vinculada al monasterio. “Ni el Ayuntamiento ni la Generalitat han dado muestra de la necesaria diligencia para hacer las cosas bien hechas”, concluyó.



Cercador
Enllaços
Síguenos en TwitterSíguenos en Twitter
Socialistes ValenciansSocialistes Valencians
PSOEPSOE